QUÉ ME QUEDA

Qué me queda cuando veo una familia destrozada.
Qué me queda cuando la gente lucha en las protestas.
Qué me queda cuando estoy aquí sentado oyendo
los mensajes de súplica que mandan los más pobres,
para ser ayudados, para ser escuchados por otros.
Qué me queda cuando mi alma llora lágrimas de piedra,
qué me queda, qué me queda.

Qué me queda cuando solo mi poesía no basta,
para romper los cristales de la historia, de la rabia.
Qué me queda cuando no puedo evitar el fuego
que quema, de la codicia, de la ira, de las injusticias,
de las pobres personas de ahí afuera. España llora,
mientras los de dentro a nuestra costa se enriquecen,
por culpa de su estafa, su falacia. La vida inhumana.
Qué me queda sin futuro, qué nos queda en soledad.
Qué nos queda sin lo público, qué por pagar nos queda.
Qué nos queda sin educación, sin salud, sin ánimo.
Qué me queda, qué me queda.

Si la vida es lo que nos queda,
qué nos queda.


Manuel Fernández-Galiano Amorós

Manu Fernández-Galiano